domingo, 28 de noviembre de 2010

Alta tensión en Formosa: Roberto López y los "nuestros"

Gildo Insfran, gobernador de Formosa: "responsable de los asesinatos y del brutal desalojo", según la declaración de Madres de Plaza de Mayo firmada por Hebe de Bonafini - Foto Infobae

Entierro de Roberto López, asesinado en el operativo de desalojo, donde también murió un policía (según los hermanos de la comunidad qom, cayó bajo las balas policiales) - Foto Página 12

ALTA TENSIÓN EN FORMOSA
Roberto López y los “nuestros”
Dicen que uno nunca termina de conocer a la gente. Cuando alguien muere "antes de tiempo", suele suceder que empezamos a descubrir cosas del muerto que antes ni siquiera imaginábamos. Tras conocer –vaya por caso– la muerte de una bella mujer, abogada, de 42 años, columnista de TV, por un cáncer de estómago, percibimos que la vida – o la muerte, como se prefiera decir – es definitivamente injusta. Yo siento que, de haberla conocido personalmente, hubiéramos tenido mucho que compartir, por afinidades culturales, profesionales y generacionales. Cuando murió Néstor Kirchner, un mes atrás, sufrí un golpe interior que me sacó de la modorra del feriado extraordinario. Y sin haber sido nunca partidario suyo, pensé al instante que era una pérdida temprana y penosa para la vida política de mi país. Muchos/as de quienes me rodean han ido descubriendo, en este mes de obituarios, catarsis y homenajes, distintos aspectos de la personalidad y la trayectoria del ex presidente de la Nación. Para muchos -me incluyo- fue una simpática sorpresa verlo en viejas fotos de pelo largo, allá por sus años juveniles previos a su conversión en magnate inmobiliario y caudillo provincial (cuando consideró a Menem, durante un tiempo y por esas conveniencias que ya se saben, como "el mejor presidente"), y mucho antes de permitir que el riojano jurase como senador en busca de los fueros salvadores, en vez de –por ejemplo– cortarle la huida con una justa y plausible operación política como la que se le hizo oportunamente a los represores Patti y Bussi., quienes también llegaban ungidos por el voto.
Volviendo al carismático abogado santacruceño, confieso que también me hubiera gustado conocerlo personalmente, al menos, como un valioso entrevistado para mi (¿alter?)ego periodístico. Hubiéramos podido intercambiar, acaso, algunas reflexiones políticas y chistes futboleros en torno a la pintoresca rivalidad “de barrio” entre la “Academia” y “El Diablo”; al menos, es la fantasía que me queda, aunque es muy probable que nunca me hubiera siquiera recibido, considerando que durante su mandato no era hombre de dar conferencias de prensa. Mi único salvoconducto para llegar a él, a falta de amigos influyentes, habría podido ser el hecho de que yo no trabajaba – ni tampoco trabajo ahora– para el Grupo Clarín (su antiguo socio con el que, felizmente, rompió relaciones en los peores términos), ni para ninguna otra agencia destituyente camuflada como empresa periodística.
AMIGOS SON LOS AMIGOS, PERO ¿HASTA CUÁNDO?
Uno nunca termina de conocer a la gente, dicen. A Kirchner, dicen también, le preocupaba sobremanera la investigación por el asesinato de un muchacho de 22 años en una cacería humana orquestada por una gavilla de la Unión Ferroviaria, brutal caso testigo de la represión tercerizada en democracia. Yo me entusiasmo imaginando al ex presidente, temperamental como era, empeñado en que el nombre de Mariano Ferreyra no fuera a convertirse en un nuevo caso de impunidad flagrante, en un nuevo Julio López. Me hubiera sorprendido gratamente si el presidente del PJ –hoy simplemente Néstor para el imaginario nacional y popular– se hubiera puesto la camiseta de este caso hasta lograr, como dijo nuestra presidente, que se castigue a los autores materiales y también a los responsables políticos de este crimen, en vez de bajar los brazos como hubo de hacerlo él mismo, en su presidencia, cuando a la larga no hizo prácticamente nada para encontrar al albañil que había atestiguado – y que era también querellante– en la causa contra el genocida Etchecolatz. Es sabido que, en más de cuatro años, jamás se tuvo noticias de este desaparecido en democracia, y mucho menos se encontró ni se identificó a los “desaparecedores”. ¿Habrán buscado bien?
Cuando repito aquello de que uno nunca termina de conocer a la gente, lo digo porque me pasa a mí, que fui siempre un escéptico y que terminé aplaudiendo algunas cosas que este gobierno hizo y/o impulsó. También le ocurre a la patética oposición, que aún parece soñar con una improbable victoria electoral sin advertir que están más divorciados que nunca de las mayorías populares. Y también parece haberle sucedido a este mismo gobierno, que empezó a conocer (¿?) a sus aliados en la medida –y sólo en la medida– en que le pateaban en contra. Antes de la 125, Cobos no era malo. Antes de atrincherarse en el BCRA con las reservas, Redrado era bueno. Hasta poco antes del asesinato de Mariano Ferreyra, el sindicalista empresario José Pedraza era un compañero más. Hasta su muerte natural en la dorada ancianidad, Manuel Quindimil fue un maestro y un modelo de militancia. Hasta la presidencia de Néstor, Lavagna era un buen ministro. Hasta hace unos días, nadie discutía si Scioli era bueno o malo, simplemente porque, como los otros, era de “los nuestros”. Hasta hoy, Moyano nunca fue colaborador de la Triple A, ni tampoco hizo negociados con el presidiario Zanola y las obras sociales, ni tiene nada que ver con el asesinato en Rosario de Abel Beroiz, tesorero de la Federación de Camioneros.
Hasta vaya uno a saber cuándo, Franco Macri (más allá de su lamentable vástago) es un ejemplo de empresario nacional, anfitrión de la Presidente en sus viajes oficiales de intercambio comercial con Oriente. Y hasta quién sabe cuándo, Gioja es un gobernador que vela por el suelo sanjuanino, que jamás persiguió ni apretó a quienes protestan contra la megaminería a cielo abierto en esa provincia. Ni lo hizo ni lo volvería a hacer, digamos.
Sumemos ahora: hasta la represión que asesinó a Roberto López (más conocido mediáticamente como “un toba muerto en el enfrentamiento”) y que incluyó otros heridos graves, detenciones de “mujeres y niños menores de edad por casi 24 horas” y quema de “viviendas y pertenencias de los ciudadanos atacados” (Página/12, 27-11-2010), hasta esa maldita jornada, Gildo Insfran era uno de los gobernadores “amigos”. Uno de “los nuestros”. ¿Seguirá siéndolo?
ALTA TENSIÓN: ¿QUÉ ESTAMOS INAUGURANDO?
Mientras enterraban, sin flashes ni multitudes, a Roberto López en una ceremonia de bucólica tristeza bajo un sol quemante, Gildo Insfrán, gobernador reelecto y reelegible de Formosa, aliado de Carlos Menem en 1999, de Néstor Kirchner en 2003 y de Cristina Fernández en 2007, redobló la apuesta para justificar el muerto (que al fin y al cabo fue un solo, y no dos aborígenes como se había informado, y que además tuvo como contrapartida un policía caído en el mismo episodio) y mandó a su ministro de Gobierno a declarar que los tobas habían “disparado primero”. Esto no podría sorprender de un caudillo feudal, de un patrón de estancia de añeja impunidad, muy al tono con sus congéneres de San Luis, por dar un ejemplo. Lo curioso, lo definitiva y trágicamente curioso fue que Insfrán inauguró, mientras los "tobas" despedían a su (nuestro) hermano, el primer tramo de la línea de alta tensión NEA-NOA, con la compañía y “bendición” –teleconferencia mediante– de la presidente de la Nación (lapoliticaonline.com, 25/11/2010), sin que la jefa de Estado le dedicara ni siquiera un maternal tirón de orejas por el criminal operativo de su policía provincial y del juez amigo que lo autorizó.
Así como Cristina tuvo lucidez y cintura, en el acto por la batalla de la Vuelta de Obligado, para invitar en público a los intendentes de San Pedro y otras ciudades vecinas, a que pusieran a algunas calles de sus municipios el nombre de las mujeres que combatieron en aquella gesta anticolonial, ¿qué le impidió a esta dirigente política talentosa, brillante oradora, de reconocido sentido de la oportunidad y que gusta de romper protocolos en pos de la calidez y la mística militante, qué le impidió, me pregunto, dedicarle al viejo aliado formoseño un desaire ético y no hablar junto a él en un acto oficial, o en caso de decidir hacerlo, qué le impidió –insisto– comunicarle al émulo de Sobisch (y sobre todo al pueblo argentino) a través de una frase elocuente, precisa, condenatoria, que esos crímenes en democracia son doblemente aberrantes, que contrarían su proclamada voluntad de no reprimir la protesta social y que no se puede, sencillamente, reivindicar derechos de los pueblos originarios mientras se los masacra? Es casi como si la presidente hubiera inaugurado una sede gremial de la Unión Ferroviaria, o un barrio, o un centro médico de ese sindicato, con Pedraza a su lado, al día siguiente de la emboscada mortal contra los tercerizados del Roca.
En un gobierno que ha hecho de lo simbólico uno de sus dominios más y mejor transitados, este gesto presidencial resulta tan preocupante como inexplicable.
TOBAS LAS VOCES, TOBAS (EL OTRO LÓPEZ)
"Sólo por ser indios": una de las pruebas de la represión que exhibe el blog www.comunidadlaprimavera.blogspot.com
Esta vez, Cristina no parece haber escuchado a las Madres, quienes denunciaron “al gobernador formoseño como responsable de los asesinatos y del brutal desalojo”, en una declaración firmada por Hebe de Bonafini. El columnista Mario Wainfeld reclama este sábado, desde Página/12, que “nada puede reemplazar la participación activa del gobierno nacional, que es imperiosa”. A su vez, la periodista Sandra Russo había lamentado, desde 678, que el gobierno nacional no se hubiera pronunciado rápidamente acerca de este hecho que enlutó a “los hermanos tobas”. Debo decir que la ceremonia de inauguración descripta más arriba fue, lamentablemente, el peor de los pronunciamientos: el que acompañó y legitimó al victimario.
En el país de los gestos y los mitos, hay muertos que son banderas, íconos o mártires, o todo eso junto. Otros son sólo cifras, y no de las más difundidas, como los 220 jóvenes asesinados en 2010 “por las balas policiales en los barrios o torturados hasta morir en cárceles, comisarías e institutos de menores” (según el último informe de la CORREPI, presentado hace pocos días). Otros, como Roberto López, son apenas una oscura y anónima noticia, de ésas que han de olvidarse o extinguirse antes de esclarecerse. En el país de los gestos y los mitos, una presidente que cosecha justificados aplausos por poner en su lugar a los represores del pasado, comparte actos oficiales con represores del presente. Mientras tanto, la memoria casi anónima de este otro López (que no es ya ni siquiera un albañil sino apenas un toba) nos interpela, desde la pérdida irreversible, sobre a quiénes elegimos como aliados y a quiénes cuidamos y defendemos como “los nuestros”. ¿Cuánta muerte más necesitaremos para conocer a cierta gente?
D.A.T. – 28/11/2010
Enlaces para informarte más:
http://www.comunidadlaprimavera.blogspot.com
http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-157683-2010-11-28.html
http://www.lapoliticaonline.com/noticias/val/69554/cristina-inauguro-obras-junto-a-insfran-mientras-sectores-k-piden-la-intervencion-.htmlhttp://www.formosa.gov.ar/

sábado, 27 de noviembre de 2010

María Antonieta Flores (Venezuela): Morada antigua

Foto tomada del blog La Gata insomne,
que ilustra el poema de esta autora venezolana

Encontré esta belleza en el blog La gata insomne, hace algunos meses. Desde entonces este texto me sigue y me sigue. Y yo sigo este blog:
http://gatainsomne.blogspot.com

MORADA ANTIGUA

yo vengo de una estirpe de mujeres solas
eficaces
inembargables
derrotadas antes de nacer
por la muerte
siempre guardadas
como semillas que arrastra el viento
entregadas al sacrificio de la vida
sin un futuro ni un presente
sin vástagos que las resguarden
aprendidas en soledad
ellas mismas amamantándose
haciendo de cada día una victoria estéril
mujeres que hablan desde muy lejos
ahogadas en su torpeza y en la bruma del deseo
mujeres solas que arruinaron sus manos
en el oficio duro que le entregaron las prendas blancas
y perdieron sus días entre toses y dolores de pecho
conociendo todo de la pobreza
administrando los silencios y el alimento diario
entrando en las jornadas
con un dolor irremediable
estirpe sin grandes ambiciones
dulces mujeres que amaron sin respuesta
y fueron una tras otra
mano con mano
fundando la cadena del desamparo


María Antonieta Flores Caracas 1960
en: La voz de mis hermanas, Vitrales de Alejandría 2005

Más data y otros decires de la autora, léanlos acá, acá y acá.

lunes, 22 de noviembre de 2010

Vital y endecasílabo arremeto (Déjà vu)

Hoy empecé con un proyecto nuevo. Algo que significa retomar un hilo de hace años. Y al mismo tiempo, no es otra cosa que seguir con lo que venía, de uno u otro modo, haciendo y defendiendo. Buena razón, creo, para subir al blog un poema viejo, uno de esos sonetos fundacionales (de mi propia fundación, claro) que hasta ahora no estaban "oficialmente" (?) en la red. Y que tiene obstinada vigencia, a pesar de que cada tanto me pregunto si no envejeció, y entonces vuelvo a comprobar que no, que él tampoco.
Aquí va, como botella al
bar.

DÉJÀ VU*

¿Que mi historia no da para un soneto?

Me fui de tantos sitios que hoy no sé

si estuve allí realmente o lo soñé...

Vital y endecasílabo arremeto

y previsiblemente, comprometo,

por lo que hay que decir, lo que diré.

Me perdí tanta vida y me olvidé

recuerdos que guardé... y algún secreto.

Este sangrar en verso, esta adicción;

esta fuga del charco, esta pulsión

me devasta y me nutre. Me enmudece,

me multiplica... Y hoy estoy sintiendo

que me fui y me perdí y aún me parece

-¿un deja vu, tal vez?- que estoy volviendo.

Daniel Aráoz Tapia (reversionado en 2004)
*Texto incluido en Dicha sin Culpa (2007)

viernes, 19 de noviembre de 2010

Poema en una pared - por Alejandro Gil (Blake Aybar not dead)


"La vida es un revuelo de cien palomas
en una habitación de cuatro por cuatro.
Quien esté cuerdo ante tanto alboroto
se transformará en miga de pan"
Alejandro Gil

Alguna vez incluí este poema de Alejandro en una nota que escribí para DIXI, que podés ver también en facebook.
El mes de octubre (con un aniversario de la muerte de Blake Aybar), cierta hermosa feria donde fuimos a encontrarnos entre libros y revistas made in Tucumán, la buena memoria y mejor onda de Irene (de DIXI) y el encuentro con el autor de vuelta en tierras tucumanas, tantas cosas me trajeron de nuevo estos versos y aquí están, salpicando bellamente este blog.
Thank you, Mr. Gil... Blake Aybar not dead.

miércoles, 17 de noviembre de 2010

1ª Feria de la Literatura Tucumana: SUEÑO DE UNA TARDE DE VERANO

Panorama desde el mástil / Foto: www.tucumanhoy.com

Algo nuevo bajo el sol: libros y revistas en la Plaza San Martín
Foto: www.octubreliterario.blogspot.com


Trompetas Completas y Dixi, mano a mano en la mesa de revistas
Foto: www.octubreliterario.blogspot.com

La Feria fue el cierre del 1er. Octubre Literario y Cultural de Filosofía y Letras
Foto: www.octubreliterario.blogspot.com


Villabom, El Equeco, Hojas de Trébol y Pantarhei, también presentes
Foto: Revista DIXI en Facebook


Algunas imágenes de una Feria que hizo historia y que dejó a much@s con ganas de reeditarla pronto. Pero claro: significa un gran despliegue de gestión, plata y sudor. Y encima el sol tucumano...
De todos modos, la pelota quedó picando. La iniciativa nacida en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNT, como parte del 1er Octubre Literario y Cultural, fue digna de todo elogio. ¿Cómo podremos capitalizarla, desde el lado de las publicaciones independientes?
(Continuará)

martes, 16 de noviembre de 2010

Volvió una noche (fin de ciclo)

JUNTOS A LA PAR. Noche del viernes 5 de noviembre, en la Facultad.

Un cuarto de siglo más tarde, con algunas ausencias, algunos acoples -en el sonido, se entiende- y algunos recuerdos que no voy a olvidar (Rodolfo Páez dixit), esta informe patota literaria se reencontró en la mismísima Facultad de Filosofía y Letras. Esta vez, no en el bar (que ya no existe) ni en el interminable "Salón de Actos", sino en un moderno anfiteatro erigido ayer no más, en plena era de los presupuestos aprobados a libro cerrado y a cielo abierto.
Fue cálido, claro que sí. Y a pesar de la cruzada que significaba llegar a la Facu a esas (des) horas, un núcleo cuasi heroico de concurrentes aportó su capacidad para catar poemas y damajuanas.
Más tarde, en Mythos, todo fue confraternidad, como si nos quisiéramos en serio. Y yo creo que es eso, no más.
Así cerramos un ciclo, JOETUC a 25 años, el mismo que se realizó periódicamente en el MUNT, desde el año pasado. Entre el reencuentro, el revival y el revisionismo, nos (re) pasaron cosas en este último año y medio. Y gran parte de la "culpa" es de mi amigo Oscar Barrionuevo, sin dudas mi Pingüino favorito.

jueves, 11 de noviembre de 2010

Vuelvo / por la calle de todos mis amores...

VUELVO*
Vuelvo
por la calle de todos mis amores,
a la sombra de copas y de olvidos,
con la mueca de quien ya entiende todo.
Llego
al comienzo de todo lo que había
en la hora con sueño y chimenea,
con un poco más de años y de dudas.
Salgo
a resguardo del fuego de la sangre
sin la piel que dolía de distancia
por la puerta del mundo de mi patio.
Ando
como volviendo al rastro de mi día,
como llegando al borde de la angustia.
Salgo despacio. Salto. Ya es verano.

Daniel Aráoz Tapia, 2009

* Texto incluido en la primera versión de Cinco Damas Sobre el Piano, estrenada en agosto de 2009 (Julio Cultural Universitario, Letrarte Encuentro Internacional de Escritores, Tucumán).
Ahora lo podés escuchar, hecho canción, en la voz del cantautor tucumano Matías Manzur, quien compuso la música. Ya te aviso dónde y cuándo. Mientras tanto, volvé a vivirlo aquí, como poema. Yo también, vuelvo...

miércoles, 10 de noviembre de 2010

Si Mariano Ferreyra es una causa de los "rojos", estamos en el horno

(A mis amigos y amigas kirchneristas)

Anoche mucha gente caminamos, física y espiritualmente, exigiendo justicia por Mariano Ferreyra. Fue la segunda marcha realizada en Tucumán por este reclamo, y la primera a la que yo pude asistir, ya que a la anterior (la mañana siguente del crimen) no fui porque estaba trabajando. Anoche pude saldar, en parte, esa necesidad de manifestarme por justicia y, una vez más, contra la impunidad. Pero algo me dolió, íntima y amargamente, al ver las banderas rojas mayoritarias y casi excluyentes: no estaban allí, marchando conmigo, tant@s amig@s, herman@s, compañer@s querid@s y respetad@s, quienes vienen luchando desde hace años, antes que yo, mucho mejor que yo, por la justicia y la verdad. Sé bien que hay un debate político central: entiendo que es@s compañer@s sostienen que el gobierno está haciendo todo lo posible para esclarecer este crimen de la patota sindical. Y que la marcha de anoche era demasiado "acusadora" y cuestionadora de una presidente que no quiso recibir a los dirigentes del partido en el que militaba Mariano, el día después del asesinato, cuando miles y miles de manifestantes clamaban por justicia en las calles porteñas y en todo el país. ¿Un gesto? ¿Un detalle?


Por favor, sólo pido a mis amig@s y compañer@s que son partidari@s de este gobierno (el mejor que hemos conocido hasta ahora, lo afirmo sin falsos pudores de luchador crítico e independiente por los derechos humanos) que NO SE OLVIDEN DE MARCHAR, DE GANAR LA CALLE, DE HACER SU PROPIA MARCHA, SI LES PARECE, POR JUSTICIA PARA ESTE CRIMEN. Yo estaré entonces, una vez más en la calle con ustedes, como estuve (y seguiré estando) en tantas causas compartidas. Como estuve aplaudiendo los juicios a los represores. Como estuve por el matrimonio igualitario. Como estuve (y seguiré estando) por la ley de medios. Como estuve acompañando el dolor por la muerte de su dirigente, con respeto y reconocimiento por su figura. Nos conocemos. Ustedes saben en qué pueden contar conmigo. Yo quisiera saber si en esto puedo contar con ustedes.


PERO POR FAVOR: no dejen esta causa, como la de Julio López, en manos de la "izquierda social" (que lamentablemente es minoritaria, está dispersa y no tiene, desde luego, el poder) ni en manos de la "izquierda roja" (orgánico-partidaria), que además de ultraminoritaria es profundamente sectaria e inoperante, cuando no funcional. No se borren de estas marchas y de esta lucha con el argumento de que la oposición canalla y la banda de Clarín (y hasta el propio PO, dijo la presidente) "utilizan" esta muerte. Aun cuando acordemos en esta utilización política del crimen por parte de la derecha, es necesario -por eso mismo- más que nunca esclarecerlo y hacer justicia, en vez de lavar la imagen de Moyano. Si se consolidara esta división entre la gente que básicamente lucha por lo mismo, sería -en mi opinión- doblemente trágico. No quiero ver a l@s militantes K enfrentad@s con l@s militantes de izquierda, por una simétrica cuestión de obediencias debidas. Como no confío en los partidos de izquierda, estas palabras no van dirigidas a ellos sino precisamente a mis amigos y amigas K. Confieso que me inquieta saber que hay siete detenidos por el crimen, pateándose la pelota entre ellos, mientras el modelo sindical está intacto. Si yo no entendí mal, acá SE TRATA DE DESARTICULAR MAFIAS, no de mandar en cana un par de soldaditos. Al cabo de más de CUATRO AÑOS, por Julio López no se logró NADA. Ni con Néstor, ni con Cristina (y lo digo con dolor, no con estúpido regodeo "opositor"). Yo no quiero seguir sumando nombres de caídos como "banderas", quiero un gobierno que ataque en serio el MODELO MAFIOSO Y PATOTERIL. No uno que cierre filas en nombre de todo lo bueno que se hizo y defienda la patota propia y la mafia aliada, como si sus críticos fuésemos poco menos que el enemigo.


Espero sinceramente que se concrete una gran marcha, con las Madres, Abuelas, HIJOS y todos l@s luchadores y luchadoras por los derechos humanos a la cabeza, por Mariano, por Julio López, por justicia, sin cálculos políticos. Porque éstas no sólo son causas de sus deudos, de sus compañer@s de militancia... No, éstas son y deben ser causas del pueblo argentino, son y deben ser causas de la humanidad. ¿Seremos capaces de concretar esa unidad en el reclamo de justicia que se escribió en tantas declaraciones al día siguiente del asesinato? El gobierno nacional, como máximo responsable de la seguridad y como abanderado de la justicia y los derechos humanos, es quien tiene el poder para avanzar en esa dirección, tomando la iniciativa en el necesario desmantelamiento de estas fuerzas de choque que están listas para matar.


Con afecto y preocupación
Dany